Patricia Jódar Del Vas (Guillermina), nació casi con el siglo XX, se casó a los 16 años con un carrero de profesión. En la década de los veinte emprendieron el negocio de la venta de frutas en la Plaza de Abastos, donde ocuparon un puesto frente a la calle Pérez de Hita plagada entonces de establecimientos aún decimonónicos.

El nombre de Guillermina se lo puso un tío suyo de Madrid que no le gustaba el que le correspondía por su abuela. Y con Guillermina se quedó y así se ha ido trasmitiendo a hijas y nietas.

Emprendió un negocio en la plaza de abastos de frutas, fue el alma del negocio y el puesto servía de referencia social para la familia, punto de reunión de las hijas casadas que pasaban a ver a su madre, mitad devoción y mitad obligación.

Deja una respuesta

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.